Redes sociales

16 abril 2011

Fabián Show

Fernando, un amigo de la casa, comparte con nosotros el arte de un verdadero ídolo popular del interior profundo.

Música, bailarinas y mensaje romántico se conjugan con la ancestral base rítmica del Tunga Tunga para aliviarnos por un instante de las urgencias cotidianas. 

Como queremos que nuestro blog no sea un ámbito superficial, solo propicio para las risas frívolas, la discusión desangelada y con escaso apego a la cultura, no tenemos más remedio que presentarles a un auténtico grande entre los grandes, desde Bell Ville, con ustedes, Fabián Show.



El mensaje profundo de Fabian Show, contempla también el clásico triángulo amoroso donde los amigos disputan el amor de una mujer, hasta el punto de llegar al frenesí suicida de la ruleta rusa como último recurso para dirimir el pleito. Pido que presten atención especialmente en el siguiente video sobre el final de movimientos casi espásticos donde quizás el artista nos alerta sobre los peligros del daño cerebral que puede ocasionar un disparo en la sien.



Siguiendo con el recorrido de la obra de Fabián compartimos con ustedes un último video de claro corte experimental-lisérgico, donde implícitamente se inicia la búsqueda de sublimar el ritmo del cuarteto para llevarlo hacia nuevos destinos musicales, haciendo del acople un instrumento más. Mención especial para el director de cámaras y su acertada elección de una steadicam traviesa y precaria que le da un sentido filosófico al corte abrupto del final.

1 Comentan sin ponerse colorados:

Mauri K dijo...

Inmortal Fabián!