Redes sociales

14 octubre 2011

Represores con jubilación


Como muchos sabrán, y si no lo saben se lo planteamos, de todas las jubilaciones que paga la Caja de la provincia de Córdoba, las más onerosas son las correspondientes a los jueces retirados que cumplieron buena parte de su carrera como parte del armado legal que Menéndez necesitó para llevar adelante con absoluta impunidad la represión en los años de la última dictadura. Estos nobles ancianos, que en los días del genocidio no eran muy dados a responder a los habeas corpus que se presentaban a favor de los desaparecidos o miraban para otro lado cuando les presentaban un reo con evidente signos de tortura y hasta le ponían el gancho a dudosos informes de "enfrentamientos" que en realidad eran fusilamientos lisos y llanos, reciben desde hace años y con puntualidad jubilaciones de privilegio cuyos montos son por lejos los más altos de la administración provincial (en retiro o en actividad).

Por todo esto no extraña, aunque duele e indigna, saber que criminales condenados, pero aún sin sentencia firme, como el Tucán Yanicelli y su banda, sigan cobrando sus pensiones como si nada hubiese pasado. Esta situación, si bien es perfectamente legal, es absolutamente indignante y tiene como único lado positivo el saber que así les estamos brindando el amparo jurídico que ellos le negaron a sus propias víctimas. Es legal pero no es justo.

A continuación les dejamos un extracto de una interesante nota publicada en la Revista El Sur sobre el tema.

Quiénes son y cuánto cobran los represores del D2
Buenos muchachos

Hasta que sus condenas no estén firmes, los ex represores del D2 seguirán cobrando sus jubilaciones como policías retirados. La del torturador Yanicelli es la más jugosa

Escribe: Adolfo Ruiz

El jueves 29 de septiembre -un día antes de lo habitual por el feriado de San Jerónimo, Día de la Ciudad-, el comisario mayor retirado Carlos Yanicelli ya tenía depositada su jubilación en una cuenta del Banco de Córdoba. Aunque suene inverosímil, el hombre es todavía miembro de la fuerza policial. Tan miembro como lo era cuando tenía a cargo la inteligencia y la represión de los primeros piquetes de la historia de Córdoba, en Cruz del Eje, en épocas del gobierno de Ramón Mestre. Tan miembro como cuando llegó a ser la segunda autoridad policial de la Provincia, antes de su pase a retiro, con Oscar Aguad como ministro de Gobierno. Y tan miembro como cuando integraba las patotas más sanguinarias de la represión en la provincia, en la segunda mitad de los 70, antes incluso del golpe cívico-militar. 

En la misma fecha, el último hábil de septiembre, también cobraron con total regularidad su jubilación los hombres que supieron acompañarlo: Marcelo Luna, Juan Molina, Ricardo Cayetano Rocha, Calixto "el Chato" Flores, Fernando "el Tuerto" Rocha y la recordada Mirta "Cuca" Antón.

Con condenas a perpetua la mayoría, ninguno ha perdido todavía su "estado policial", y por esa razón tampoco han debido resignar las jubilaciones que les pagamos los cordobeses. 

CIFRAS PRIVILEGIADAS

No está nada mal lo que cobra el "jubilado" Yanicelli cada fin de mes. Por haber llegado al segundo escalafón máximo de la fuerza policial, cada fin de mes le corresponden cifras por encima de los 14.000 pesos. La liquidación del 29 de septiembre seguramente le alcanza para darse algunos gustos: 14.421 pesos con 74 centavos. Ese monto salió de la deficitaria Caja de Jubilaciones de Córdoba para pagarle a uno de los más feroces represores del Proceso, que está cumpliendo en la cárcel de Bouwer los primeros meses de su condena a prisión perpetua por seis secuestros, torturas y homicidios. 

Esa cifra de envidiables cinco dígitos coloca a Carlos Yanicelli como el ex D2 de mejor jubilación. Pero no le quita mérito a los 5.619,47 pesos que embolsó también en septiembre y con carácter mensual Calixto "el Chato" Flores, condenado a prisión  perpetua también por seis homicidios, torturas y secuestros, el 22 de diciembre de 2010. O los 5.227,67 pesos que recibe Fernando "el Tuerto" Rocha, condenado a 8 años de prisión por seis secuestros y torturas agravadas. Que son parecidos a los 5.090,25 pesos que se le paga a Marcelo "Piruchín" Luna, quien recibió perpetua por cuatro torturas y tres homicidios agravados.

En un escalón más abajo aparecen los 3.982,04 pesos que cobra Mirta "la Cuca" Antón, por ahora la única mujer condenada por delitos de lesa humanidad en Córdoba, quien recibió siete años de prisión por seis casos de secuestro y tormentos. Le sigue Ricardo Cayetano Rocha, con una jubilación de 3.824,30j pesos. Si bien fue absuelto en el juicio de la UP1, sigue seriamente comprometido en causas que se sustancian en la Justicia Federal y que pronto llegarán a juicio. Cierra esta tabla aún incompleta Juan Molina, también condenado a perpetua (cuatro tormentos y seis homicidios calificados) quien cobra 3.781,22 pesos.

En la lista aún faltan detalles que El Sur aún no pudo confirmar, y que son los referidos a los haberes jubilatorios de los comisarios retirados Hugo Cayetano Britos y César Armando Cejas, ambos condenados a perpetua por la espantosa muerte por castración y desangramiento del subcomisario Albareda, cuyo juicio fue en 2009.  (Ver NOTA COMPLETA)

0 Comentan sin ponerse colorados: