Redes sociales

25 octubre 2012

Los librepensadores están en otra


Ante todo la coherencia. Osvaldo Cornide, dirigente de CAME, en el 76 apoyó la dictadura (tal como se puede ver en la foto de arriba), con el mismo entusiasmo con que ahora apoya la nueva ley de ART. Este empresario no es un "librepensador" del estilo de los que aborece el diputado Rossi.

Los librepensadores, molestos, inconformes, se preguntan otras cosas como por ejemplo:

¿Por qué el Frente para la Victoria le sobran votos para sancionar una ley contraria a los intereses de los trabajadores como lo es la de ART, y no consigue ni quorum para debatir una ley de Interrupción Voluntaria del Embarazo?

¿Por qué el oficialismo es tan corajudo para atentar contra derechos laborales elementales pero no despliega el mismo valor para reponer las asignaciones patronales que se recortaron durante el menemismo y que desfinancian al ANSES?

¿Por qué Carmen Nebreda, diputada del FPV, ex Secretaria General de UEPC (docentes) votó ayer la ley de ART, cuando de esta manera los y las afiliadas/os a su gremio (que tiene una tasa altísima de riesgo laboral) son los principales perjudicados?

¿Por qué si ir a trabajar es riesgoso se debaten solo indemnizaciones, y no estamos discutiendo una ley de SEGURIDAD laboral?

¿Por qué están tan dispuestos los oificialistas a avalar en el recinto del Congreso una ley de claro corte neoliberal, pero le tienen pánico a cualquier atisbo de reforma a la ley de entidades financieras -que viene de la época de la Dictadura- o le rehuyen al debate de un nuevo código minero, o saltan incómodos cuando se les propone gravar la renta financiera?

¿Por qué el PRO y FPV votaron juntos ayer? ¿Será que los unen los mismos intereses?

0 Comentan sin ponerse colorados: